Bicicletas Eléctricas

Bicicletas con motor eléctrico. Bicicletas eléctricas de Montaña, de paseo y de carretera. Baterías de gran alcance, disponibilidad y fácil mantenimiento. Mira todos nuestros vehículos que tenemos preparados para ti.

LEER MÁS

Comprar bicicletas eléctricas

Entendemos como bicicleta eléctrica a aquel vehículo de dos ruedas a pedal que cuente con un motor con asistencia al pedaleo y cierta autonomía.

Frente al aumento de la congestión en el tráfico urbano ha surgido como una opción con cada vez más adeptos. Su versatilidad propia de vehículo de dos ruedas y su uso a nivel recreativo hacen que sea una implementación en el desplazamiento urbano que ha venido para quedarse.

Normas de circulación de las bicicletas eléctricas

Pese a que las bicicletas eléctricas no requieran de ningún tipo de licencia,  tienen su propia contemplación a nivel normativo. Es por ello que es necesario conocer el código de circulación si se hace uso de ellas.

Las ebikes no podrán circular por las aceras a excepción de dónde se indique. Quedarán relegadas pues a la calzada con otros vehículos. 

Las bicicletas deberán circular con luz delantera y trasera en caso de poca visibilidad ya sea por tiempo u horario, de la misma forma que lo haría una moto.

Aunque no sea necesario contratar un seguro para desplazarse en ella, si que existe responsabilidad para daños causados a vehículos y peatones en caso de accidente. Tampoco es preciso pagar un permiso de circulación.

La asistencia en el pedaleo deberá detenerse al alcanzar los 25km/h, de otra forma, o si el motor superase los 250W, deberá matricularse el vehículo a fin de contratar un seguro.

¿Qué tipo de bicicleta eléctrica elegir?

Antes de elegir una bicicleta eléctrica debemos plantearnos las necesidades que tenemos. Se trata de un mercado cada vez más amplio y se crean productos más concretos y específicos para sus diferentes usos.

Existen bicicletas de paseo, cuya potencia y autonomía resulta más acorde para un desplazamiento urbano o rural con poco desnivel. Por otro lado hay bicicletas categorizadas como urbanas que resultan las más afinadas a su medio, por lo que es importante determinar cual será su principal función para valorar las ventajas que supondría frente a una opción más  versátil como son las bicicletas híbridas.

En el ámbito deportivo, son cada vez más populares las bicicletas eléctricas de montaña. A la hora de afrontar rutas con desniveles, la asistencia en el pedaleo resulta de gran ayuda para introducir a más y más público en el ciclismo de montaña. Pudiendo aplicarse esta cuando se considere y funcionando como una bicicleta normal al desconectarla.

Sin duda una de las opciones más interesantes para aquellos residentes en ciudad, son las bicicletas eléctricas plegables. Estas resultan fáciles de portar y guardar en cualquier parte. Mucho más funcionales para apartamentos y sus tramos de escalera o subidas en ascensor. Vemos estas usadas para movilidad urbana ya sea a nivel recreativo o para desplazamientos por motivos de trabajo.

Ventajas de una motocicleta eléctrica

  • Sin licencia: aún contando con motor, no son homologables a otros vehículos de tracción mecánica, por lo que no requieren de ninguna certificación de capacidad de uso.
  • Mantenimiento: averías menos habituales, con marcas que incluso claman un 98% menor de incidencias mecánicas. Esto se debe a que hay menor número de partes mecánicas someticas a fricción, y por lo tanto un menor desgaste.
  • Sin restricciones: se sujetan a las normas de las bicicletas sin asistencia.
  • Versatilidad: ya no sólo en desplazamiento urbano, sino también rural.
  • Contaminación: uno de sus valores añadidos más destacados es la reducción de emisiones que conlleva apostar por el motor eléctrico frente a otros vehículos.
  • Salud: resulta una forma controlada de abordar esfuerzos físicos.
Product added to compare.